En San Isidro, ¡marchando un montado de calamares!

En el mes de mayo Madrid se viste de fiesta para celebrar San Isidro. Una festividad de las más tradicionales y conocidas de la capital, en honor a su patrón, es la oportunidad ideal para degustar los platos más típicos de la ciudad.

En estos días Madrid deja de ser la capital moderna y cosmopolita para vivir una de sus tradiciones más arraigadas, y es que cada 15 de mayo los chulapos y chulapas invaden el centro de Madrid, y se dejan ver en la Pradera de San Isidro para disfrutar de un día festivo paseando, luciendo el traje tradicional y degustando la tradicional gastronomía madrileña.

¡Ya seas de Madrid o vengas de fuera, no puedes perderte esta fiesta madrileña!

En Círculo marisquería nos sumamos al festejo, nos vestiremos de chulapos y comeremos el tradicional montado de calamares. Un plato que no es solo típico de San Isidro, sino de la gastronomía española que cualquier persona que venga a Madrid está obligado a probar. El montado de calamares es una combinación sencilla que lleva varios siglos en el recetario madrileño: aros de calamar rebozados en harina y fritos en aceite de oliva, dentro de una barra de pan. Su origen se remonta a mediados del siglo XIX, cuando los madrileños solicitaron materia prima para sus platos proveniente de otras regiones, y los pescados y mariscos comenzaron a ser demandados en las capitales interiores como platos alternativos al consumo de carne. Los calamares al no llevar espinas, a alguien se le ocurriría ponerlos dentro de un pan, en vez de servirlos en cucuruchos en platos. Esta idea se convirtió en algo típico en las fondas y los albergues, y al final este plato se trata del más genuino fast food de Madrid.

El montado de calamares es mucho más que comida, ¡es pura tradición! Así que ¡marchando un montado de calamares!

 

¡Buen provecho!