¿Cuánto sabes del pulpo?

Para este post, decidimos que el pulpo fuese el protagonista porque, además de que es un exquisito alimento, parece un ser de otro planeta. Posee un sistema nervioso único en su especie, lo que le proporciona una destreza extraordinaria convirtiéndole en una criatura única e inigualable.

Así que hoy venimos a contaros unas cuantas curiosidades que a lo mejor ni os imaginábais. ¡Empecemos!

  1. Cambian de forma y de color: así es, y lo hacen por su propia voluntad. Expelan grandes y frondosas nubes de tinta desapareciendo entre grietas y estrechas cavidades cambiando su aspecto para pasar desapercibidos en las profundidades.
  2. Sobrepasan neuronalmente a todos los invertebrados: al contar con 500 millones de neuronas, dejan atrás a roedores, ranas y otros vertebrados. Están mejor dotados que los ratones quienes poseen 80 millones de neuronas, y casi a la par que los gatos, quienes cuentan con 700 millones.
  3. Tienen tres corazones y su sangre es azul: sin mucho más que explicar, esta es una de las curiosidades que más boquiabiertos nos deja, pues no logramos compararlo con ningún otro animal.
  4. Poseen ocho brazos: sí, los Octopus macropus pueden manipular diversos objetos con gran precisión gracias a sus brazos cubiertos de ventosas, con capacidades que van desde abrir la concha de una almeja hasta desmontar el sistema de filtración de un acuario o desenroscar la tapa de un bote.
  5. Saborean por todas partes: increíblemente cada una de las ventosas está cubierta de receptores gustativos, por lo que su sentido del gusto es explorado por todo su cuerpo.

¿Y vosotros qué curiosidad tenéis para contarnos? Dejadlas en los comentarios y sigamos sorprendiéndonos con las maravillas de este ser, que varias teorías catalogan incluso como extraterrestre. ¿Vosotros qué opináis?

Ah! Y ya sabes que en Círculo marisquería puedes pedirlo a la brasa, a la gallega, al ajillo o al limón.

 

¡Buen provecho!